Semifrío de avellanas

El otro día nos encargaron a unos amigos y a mí preparar parte de una cena para 65 personas, yo me encargué del postre y no sabía muy bien ni qué hacer ni cómo hacerlo, así que hablé con mi amigo Adrián, un chico de Murcia, mi tierra, y que además de saber cocinar también canta y es el solista de Tren de Cercanías.

Lo primero fue pensar si tarta o postre individual, al final me decidí por postres individuales, quedan mucho más bonitos y a la hora de repartirlos es más fácil, jajajaja, el problema era los moldes, aquí Adrián me dijo una solución, pero no nos adelantemos.

Para ello hicimos tres cosas, la primera preparar los moldes, utilizamos este truco.

Luego hicimos la base, que era un bizcocho de Brownie. Y después el semifrío de avellanas. Para la receta tuve que hacer el día anterior el Praliné de avellanas, que más abajo os pongo de donde podéis sacar.

Vamos con las recetas. (La receta da para unos 32 postres individuales, cada uno es de 8 cm de diámetro )



Ingredientes para el brownie

  • 300 gr de nueces 
  • 300 gr de chocolate puro 
  • 300 gr de azúcar 
  • 4 huevos 
  • 200 gr de mantequilla a temperatura ambiente 
  • 140 gr de harina 
  • 2 cucharadita de levadura 
  • Una pizca de sal

Modo de hacerlo (Thermomix)
Ponemos en el vaso las nueces durante 15 segundos en velocidad 3 ½, y reservamos. (tienen que estar muy picadas ya que si no será muy difícil de cortar la plancha de bizcocho)

Después ponemos en el vaso el chocolate y le damos 5 golpes de turbo y luego 6 segundos en velocidad 9, lo reservamos.

Ponemos la mariposa en el vaso y añadimos el azúcar y los huevos durante 5 minutos, a temperatura 40 grados en velocidad 3.

Agregamos la mantequilla, cortada en trozos, y el chocolate durante 6 segundos en velocidad 2. 

Añadimos la harina, la levadura y la sal durante 4 segundos en velocidad 2.

Precalentamos el horno a 170 grados. 


Quitamos la mariposa, agregamos las nueces y mezclamos con la lengua de silicona. Ponemos la tercera parte en una bandeja de horno, con papel de cocina, y con una espátula lo expandimos hasta que cubra la bandeja. 

Metemos en el horno durante 10 minutos a 170º C, aunque esto dependerá de cada horno, tiene que estar hecho pero no demasiado crujiente.


Ingredientes para el semifrío de avellanas

  • 125 ml de leche 
  • 125 gr de nata (35% Mg).
  • 60 gr de yema de huevo (las compré congeladas y el día de antes las descongelé)
  • 60 gr de azúcar
  • 5 hojas de gelatina
  • 600 gr de cobertura de choco
  • 300 gr de praliné 
  • 1 litro de nata (35% Mg)

Modo de hacerlo (Thermomix)

Ponemos a hidratar las hojas de gelatina. 

Hacemos una crema inglesa con la leche, la nata, la yema, y el azúcar, hasta que alcance una temperatura de 86ºC. (como las yemas eran congeladas, antes de poner la nata lo trituré todo con el accesorio que tiene la batidora)

Añadimos a la crema inglesa las hojas de gelatina, para ello las escurrimos y las secamos muy bien, mezclamos todo. 

Mientras atemperamos el chocolate, es decir, calentamos al baño María 3/4 partes de la cantidad total y cuando está ya derretido retiramos del fuego, añadimos el resto del chocolate y lo mezclamos, hasta conseguir que se derrita todo.


Mezclamos el praliné (cómo no encontré por ningún lado, aunque parece ser que en el Corte Inglés si que tienen, me decidí y la hice yo misma siguiendo esta Receta de Praliné, pero ajusté la receta a la cantidad que necesitaba) con la cobertura atemperada y mezclamos hasta que sea homogénea.

Esta mezcla de chocolate y praliné se la añadimos a la crema inglesa.

Entonces semi montamos la nata y por último vamos poniendo poco a poco la nata y mezclamos, con una lengua de silicona, con mucho cuidado (con movimientos envolventes).

Montaje

Hacemos los moldes.

Con un corta pastas del diámetro elegido cortamos la plancha de brownie y las vamos poniendo en los moldes.


Después escudillamos (Llámese al proceso de trabajar una masa, coagulada o semicoagulada con una manga pastelera. Se escudilla, cuando rellenamos piezas, cuando las tiramos sobre una bandeja de cocción, cuando decoramos una tarta, cuando estiramos una plancha, etc.) el semifrío de avellanas (bien con una cuchara, o bien si tenemos tiempo y ganas con una manga pastelera) dejamos enfriar en la nevera unas horas. 

Cuando lo vayamos a servir, cortamos el celo de las láminas de acetato y las retiramos. Podemos decorar el plato con sirope de chocolate y con gotas de cobertura de chocolate. 

Ya solo queda disfrutarlo.





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Hola a todos!
Vuestros comentarios son bienvenidos.
¡Y no olvides visitar Los Manjares de Ana María en Facebook

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips